top of page
< Regresar |

Charla

Charla del 19 de octubre de 1981

00:00 / 01:04

Charla ID:

1981.10.18.C

Título:

El inicio del curso y las dificultades del ambiente

Duración:

0:17:03

Temas:

Female Icon Red.png
9761203_hairdressing_kids_hair style_barbershop_boys_icon.png
9761203_hairdressing_kids_hair style_barbershop_boys_icon_edited_edited_edited.png

Palabras Clave:

Fecha Litúrgica:

Texto Bíblico:

Comentario:

Para uso interno por el estilo de hablar del Padre. El curso ha empezado y en medio de este ambiente que es peor que el año pasado, me hago cargo de vuestras luchas. El apostolado es muy difícil y estoy convencido que en Murcia es imposible. El Padre habla de las calumnias que ha recibido con el apostolado. Sufro mucho por vosotros y me gustaría hablar con cada uno de vosotros todo el día. Pero estas dificultades nunca os superarán. "Hermanos míos, tened en sumo gozo cuando os veáis rodeados de tentaciones" decía el apóstol Santiago. Es la mejor garantía de que Dios está a nuestro lado. Tenemos el auxilio de los sacramentos y de nuestros hermanos y de la oración. Sufro por esto. Yo tendría que haceros al Señor más cercano. No es nada fácil. Ponerme a hablar del Señor no es nada fácil. Uno se siente bastante vacío. Cuando pienso en "el Buen Pastor va delante de sus ovejas..." me veo muy lejos. Cuando pienso que estáis en un curso rodeado de crías, y que todo el mundo se ha vuelto loco, y todo invitara al mal, y vuestro corazón no está endurecido... Nosotros los viejos sufrimos, pero seguimos adelante y no cambiamos en lo esencial. Podemos pecar, pero seguimos adelante. Yo me preocupo mucho por vosotros. No se trata de que ahoguemos la ternura de nuestro corazón o el deseo de amar y de ser amados, o de construir nuestra castidad sobre la base de decir que las zagalas son feas, -esto es una base mentirosa-. Lejos de ahogar nuestra capacidad de amar, hay que fomentarla e impulsarla y amar de la manera que deberíamos hacerlo. Yo soy viejo y cuando pienso en el amor humano no me da ningún complejo ni nostalgia. Me sirve para amar más a Dios. El amor humano, en lo que tiene de participación del amor divino, me sirve de escalera para el amor de Dios. Nosotros llegamos a lo invisible a través de lo visible. A mí me hacen nostalgia del amor divino. Ahora os estáis formando como hombres, pero yo creo que el camino es ese. Es el camino del que hablan las folias. Se trata de hacer arder la hoguera en el horno. Pero podemos perder nuestra vocación si nos dejamos arrastrar por las cosas de este mundo. Os sugiero que os deis mucho a la oración y la cuidéis y la miméis, buscando también las cosas externas, como el momento adecuado para orar. El entorno y el ambiente facilita una conversación. No despachéis un trámite.

Comentario Técnico:

Buena calidad de sonido. La charla termina abruptamente sin que el Padre haya terminado. Transcripción hecha con programa Notta.

bottom of page