top of page
< Regresar |

Meditación

Meditación del 24 de julio de 1981

00:00 / 01:04

Charla ID:

1981.07.24.M

Título:

Los jóvenes valientes y los merengues

Duración:

0:28:12

Temas:

Female Icon Red.png
9761203_hairdressing_kids_hair style_barbershop_boys_icon.png
9761203_hairdressing_kids_hair style_barbershop_boys_icon_edited_edited_edited.png

Palabras Clave:

Fecha Litúrgica:

Santiago Apóstol

Texto Bíblico:

Comentario:

Mañana celebramos el apóstol Santiago, patrón de España. Por lo que el evangelio nos cuenta, el primer encuentro de Santiago con el Señor fue por medio de su madre. Narración del pasaje de la Madre de los Zebedeos. Las madres siempre pensando en sus hijos y soñando grandezas. Los judíos esperaban el Mesías a lo grande, poder, riquezas, sacudimiento de su esclavitud. La respuesta del Señor a la madre fue un poco dura. Las mamás y en general los mayores fastidiamos a los jóvenes porque soñamos para ellos grandezas que los jóvenes no sueñan. Miden la grandeza de los hijos por el peso, con tal de que engorden el trasero. Alguno de los mayores conoce el plan de los seminarios para conseguir sacerdotes. Es para pegarse un tiro. Los mayores suelen pensar que los jóvenes no son capaces de cosas grandes. Me hace gracia cuando os veo cansados porque tenéis que levantaros a las siete. Discutir con las mamás es inútil. "¿Podéis beber...?" El Señor se refería a su Pasion y Muerte. Pregunta sin rodeos. Y los dos jóvenes lo entendieron muy bien. "Podemos". Dos jóvenes valientes. El otro encuentro con el Señor fue definitivo, que tuvo lugar a través de un intermediario, el Bautista. Me refería al encuentro en el que estaban remedando las redes. Santiago fue el primero que dio su vida por el Señor y quién predicó el evangelio en España. Santiago murió muy pronto. Herodes lo mandó matar. No se sabe cómo pero su sepulcro está en España. Fue uno de los tres grandes enchufados del Señor. Estuvo con el Señor en los momentos culminantes del Señor. Las peregrinaciones a su sepulcro fueron famosísimas de todas partes del mundo. La ruta que conducían la dirección de Santiago era una ruta tachonada de estrellas. Los hombres como Santiago son los que salvarán al mundo. Pedidle al Señor que os haga como Santiago. Yo comprendo que os canséis al levantarse a las siete, pero es lo que os dará felicidad. El hombre no puede encontrar su felicidad en engordar su trasero. El otro día tuvimos que despedir a dos niños, pero la culpa era de sus padres que los destruyeron. Solamente los hombres como Santiago salvarán al mundo. Veo a muchos sacerdotes caer en el mismo error que cayó la madre de Santiago. Misa con baterías, con una chica bien guapa para leer, etc. Vosotros aquí estáis porque habéis dejado muchas cosas. El otro día me reía mucho cuando uno de vosotros vino a decirme que ya no podía más. Estos no sirven. Hay que ser como Santiago, "Podemos". Sección de inútiles. Historia del primer círculo del infierno de Dante. Los merengues, los blanditos, los gorditos, no valen. Cuenta la historia de un amigo suyo sacerdote, del Opus Dei, que murió en Francia, y era de Navarra y murió reventado, quemado, agotado. Estos hombres son los que pasan a la historia. Sed bueno o sed malos, pero sed generosos. Los soldados cansados son los que ganan las batallas.

Comentario Técnico:

Buena calidad de sonido

bottom of page